(Diario de adolescencia) 10 de septiembre de 2017



Estoy obsesionado con las citas de autoridad. Cito a casi todo aquel que me asombra o que admiro. ¿Por qué? No lo sé. Quizá es una actitud infantil: tener fe en que algunas personas pueden decir grandes verdades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario