(Diario de adolescencia) 17 de enero de 2016



Cada vez veo más importante entender la sintaxis de mis propios textos. Es la única manera de aprender a suprimir las partes innecesarias sin amputar una sola frase. Cuando no se comprenden las construcciones de la lengua, todo lo que se escribe parece esencial. Luego, nos enseñan qué son los sintagmas y empezamos a ver algunos con función de complemento circunstancial que informan sobre aspectos banales, por ejemplo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario