(Diario de adolescencia) 23 de mayo de 2015



He hojeado el ejemplar de Retrato del artista adolescente que leí, tal y como está anotado, en junio de 2013. Un recuerdo algo viejo me ha venido a la mente: entonces, subrayaba en los libros que leía algunas frases sin tener en cuenta si me atraían o no, sino porque pensaba que, cuando muriera, unos supuestos biógrafos revisarían mi biblioteca y se basarían en las frases que hubiera marcado para analizarme. Qué lunático era y de cuánto egocentrismo me intento deshacer hoy en día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario